Viajar a Ginebra en diciembre

Suiza es un país sinónimo de la gran vida, del lujo y de la comodidad, por lo que es un buen destino para todas aquellas personas que buscan el descanso, pero también para las que deseen unas vacaciones que tengan relación con la naturaleza y la cultura. Es el destino perfecto para todos, y lo que es mejor: es atractivo durante todos los meses del año. Así que hoy vamos a hablar de por qué elegir este destino durante el mes de diciembre. Si quieres saber cuáles son las razones por las que debes visitar este lugar el último mes del año, sigue leyendo este artículo.

viajar en diciembre

Ginebra es una de las ciudades más famosas de Suiza, debido a su privilegiada situación, y muy cerca de la frontera con Francia, de ahí que en esta ciudad hablen también el idioma del país vecino. Es una de las ventajas, pero en este artículo te recomendaremos viajar a esta parte del mundo en diciembre, que es cuando la ciudad tiene un brillo y un ambiente de lo más especial.

La fiesta de La Escalada

En España, solemos celebrar en diciembre nuestro puente de la Constitución y la fiesta de la Concepción, de ahí que tengamos unos cuantos días libres en los que solemos viajar, ya sea dentro de nuestro país, como viajar a otros lugares del mundo. Esto anima mucho a las personas, ya que caldea el ambiente, y prepara para el ambiente para la Navidad que se acerca.

Si tienes la oportunidad de viajar a Ginebra, no lo dudes en ningún momento, porque es cuando se celebra laFiesta de la Escalada. Además, es una buena oportunidad para comprar los regalos de Navidad, y disfrutar de los dulces y del ambiente frío antes de que comiencen estas fiestas sagradas. Pero a lo que íbamos, la Fiesta de la Escalada es una fiesta de carácter histórico. Hay personas que no  sienten interés por las fiestas, pero no se debe rechazar asistir a esta fiesta por estos motivos, porque la algarabía es muy grande, y se disfrutará de un gran espectáculo. Además, en otros países también son fiestas días que han pasado a la historia. Es como en Madrid la celebración del día dos de mayo.

Además, puedes aprovechar estas fechas, en las que ya hace frío, para pasar unos días en la nieve, o disfrutando de alguna actividad o deporte relacionado con la nieve, además de probar la gastronomía local, que es muy característica de este país.

Esta celebración se hace el día 11 de diciembre, aunque hay más ánimo cuando ya está oscureciendo. En este día se conmemora el asalto de las tropas saboyanas a la ciudad, dirigidas por el Duque de Saboya, que había intentado atravesar la frontera escalando por la muralla. Por supuesto, los habitantes de Ginebra se defendieron de una forma feroz, y de entre ellos destaca Mère Royaume, un habitante que para atacar a los saboyanos les tiró una olla de sopa hirviendo.

Por este motivo, la noche del once de diciembre se celebra este acto. Durante esas pocas horas, las personas que desean formar parte de esta festividad, se visten con trajes de época y desfilan por las calles, con antorchas prendidas de fuego. E incluso hace acto de presencia el famoso personaje de Mère Royaume con su clásica olla de sopa.

Además, a medida que dura el desfile, se lee la proclamación de la victoria sobre los saboyanos. Todo es alegría y fiesta, y esta marcha, acompañada de personajes de época, termina en la Catedral, donde ocurre el cénit del espectáculo, con la entonación de las canciones más patrióticas, y se celebra el fin del día.

Sé el primero en comentar en "Viajar a Ginebra en diciembre"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*